El Salado, sin control municipal

20 de marzo de 2017


Este sábado 18, diario Expreso publicó una noticia titulada “Casi la mitad de empresas del Salado, sin permiso ambiental” (1). Puesto en números: 312 de las 640 empresas situadas a orillas del estero Salado carecen de los permisos ambientales obligatorios de la Alcaldía de Guayaquil (2).

El Subsecretario de Gestión Marina y Costera del Ministerio del Ambiente, Nelson Zambrano, es la autoridad del Gobierno central encargada de la recuperación del estero Salado. Después de las investigaciones de técnicos a su cargo, Zambrano declaró: “La contaminación no se ha erradicado. Y menos aún si esas empresas no se encuentran regularizadas y están en el aire ambientalmente hablando. Posiblemente viertan al estero y no sabemos qué”.

Fuente: Diario Expreso


¿La respuesta de la Alcaldía de Guayaquil? El miércoles pasado, el alcalde Jaime Nebot reconoció la existencia de empresas que vierten sus residuos tóxicos al estero Salado. En la noticia del 18, el Director de Medio Ambiente, Bolívar Coloma, se ofreció a cumplir con su responsabilidad de control para que las empresas cumplan con obtener los permisos ambientales. Coloma afirmó que, “a petición del ministerio”, regularizará los 312 permisos ambientales de las empresas incumplidas a lo largo de este año.

Este ofrecimiento de control de la Alcaldía de Guayaquil tiene toda la pinta de convertirse en un futuro incumplimiento (3). Si en 15 años de competencias ambientales no se han decidido a controlar a las empresas contaminantes del Salado (actuando contra norma expresa), es improbable que empiecen ahora.

(1) Gorka Moreno, ‘Casi la mitad de empresas del Salado, sin permiso ambiental’, Diario Expreso, 18 de marzo de 2017.
(2) La Alcaldía de Guayaquil tiene competencias ambientales desde el 12 de abril de 2002, cuando suscribió el Convenio de Transferencia de Competencias, que le transfirió varias competencias ambientales. El año 2014, el Concejo Cantonal aprobó la “Ordenanza que regula la aplicación del subsistema de manejo ambiental, control y seguimiento ambiental en el cantón Guayaquil”, en cuyo artículo 7 se atribuye a la Alcaldía, entre otras responsabilidades, “realizar el seguimiento y control del cumplimiento de parte de los regulados, respecto de las obligaciones previstas en la presente ordenanza, normas técnicas, Planes de Manejo Ambiental, obligaciones contenidas en las autorizaciones administrativas ambientales o incluidas en ellas y las demás previstas en las ordenanzas vigentes en el cantón Guayaquil”. La existencia de 312 empresas incumplidas da una perspectiva para entender cuán poco le ha importado a la Alcaldía esta norma. Sobre esto, v. '7 horas sin agua en Guayaquil, ¿por qué es culpable el operador?', Xavier Flores Aguirre, 12 de agosto de 2016.
(3) La ineficacia de los controles es moneda común en la Alcaldía de Guayaquil. Además de la ineficacia de los controles ambientales, está el grave y preocupante caso de la falta de control en las construcciones de la ciudad, v. ‘Guayaquil: el terremoto de 1942 y nuestra situación actual’, Xavier Flores Aguirre, 2 de agosto de 2016.